Reconceptualizando el dolor acorde con la ciencia moderna

El dolor parece relativamente sencillo –si te das un golpe en el pulgar con un martillo, te dolerá el pulgar-. Pues bien, estas experiencias son fácilmente entendibles a partir del modelo patológico estructural, lo que supone que el dolor proporciona una indicación precisa del estado de los tejidos. Pero, si indagamos en la temática, vemos que el dolor no es tan sencillo.

A continuación, encontramos cuatro puntos clave que discutiremos y contrastaremos con las implicaciones clínicas.

1. El dolor no proporciona una medida del estado de los tejidos

A partir de varios estudios surgieron dos hallazgos. El primero decía que la lesión o la estimulación nociva, inicia el cambio en el comportamiento. El segundo, que ni el comportamiento del dolor ni la actividad del nociceptor mantienen una relación isomórfica con el estado de los tejidos. A partir de grabar la actividad en los nociceptores mientras se registraba simultáneamente el rango de dolor de los sujetos, los experimentadores pudieron evaluar la relación entre el estado de los tejidos, la actividad en los nociceptores y el dolor.

Los experimentos sobre el dolor en los humanos corroboraron que la estimulación nociva es necesaria para la actividad nociceptiva, lo que normalmente refleja la intensidad del estímulo, y que la actividad nociceptiva no proporciona una medida precisa del estado de los tejidos. Los experimentos fueron más allá ya que mostraron que la relación entre los rangos del dolor y la activación nociceptiva es variable.

Está claro que los estudios experimentales no muestran una relación isomórfica entre el dolor y la actividad nociceptiva, o entre el dolor y el estado de los tejidos. Más bien, muestran una relación variable que es modulada por muchos factores, lo que nos deja con el siguiente punto a discutir.

2. El dolor es modulado por muchos factores desde el otro lado del dominio somático, psicológico y social.

Se encontraron que algunos factores tales como los mediadores inflamatorios, la temperatura del tejido y el flujo sanguíneo se relacionaban con la modulación del dolor evocado por un estímulo estandarizado. Tanto los mediadores inflamatorios como las altas temperaturas del tejido incrementan la actividad nociceptiva, en cambio, por lo que respecta a la modulación de la misma a partir del flujo sanguíneo, se necesita un bajo flujo para incrementarla.

También se pudo ver que la ansiedad  parece ser una variable que afecta al dolor, así como la expectación, y la atención ante el mismo.

post.jpg

3. La relación entre el dolor y el estado de los tejidos disminuye cuando el dolor persiste

El SN es dinámico, esto significa que las propiedades funcionales de las neuronas individuales y de la sinergia de las mismas cambia en respuesta a la actividad.

Las neuronas que transmiten estímulos nociceptivos al cerebro se sensibilizan mientras la nocicepción persiste. Por lo que, cuando el dolor persiste, un cambio que se produce es que la representación de la parte propioceptiva del dolor corporal en la corteza sensorial primaria cambia. Esto puede tener implicaciones para el control motor debido a que estas representaciones son mapas que el cerebro usa para planear y ejecutar el movimiento. Si la parte del mapa corporal se vuelve inexacta, el control motor puede estar comprometido.

Así que, aunque puede haber excepciones, hay una evidencia abismal que afirma que los cambios en la representación cortical se asocian al dolor crónico, y es factible que estos cambios puedan convertirse en parte del problema.

4. Conceptualizando el dolor como una correlación consciente de la percepción implícita de que el tejido está en peligro.

Hay dos componentes importantes de esta conceptualización. Primero, hay otras emisiones del SNC que ocurren cuando el tejido es percibido de estar bajo amenaza, y segundo, que ésta es la percepción implícita de amenaza que determina la emisión, no el estado de los tejidos ni la actual amenaza hacia ellos.

Cuando el tejido está bajo amenaza, se da lugar a una gama de respuestas locales y segmentadas. El sistema nociceptivo transforma esta amenaza en una actividad eléctrica en las neuronas periféricas. Si este mensaje de amenaza se transmite por las neuronas espinales de los centros superiores, las respuestas se vuelven más complexas. En tal contexto, el dolor no surgirá
hasta que el estímulo nociceptivo en el cerebro se haya evaluado, aunque siempre a un nivel subconsciente.

El dolor, pues, dependerá del grado de amenaza percibido, esto significa que tal dolor podrá ser conceptualizado como una correlación consciente de la percepción implícita de amenaza hacia los tejidos.


¿Qué implicaciones tiene todo esto para la práctica clínica?

El hecho de que el dolor no afecte al estado de los tejidos, sino que sea un conductor de comportamiento consciente dirigido a proteger tales tejidos, tiene implicaciones para la práctica clínica. Una implicación es que para basar el razonamiento clínico en lo que se conoce actualmente sobre la biología del dolor requiere que las habilidades y el conocimiento del clínico sean más amplios que aquellos relacionados con la anatomía y la biomecánica.

Otra implicación es que se debería ayudar a los pacientes a basar su razonamiento sobre su condición y su dolor en una información similar. Esto es importante porque enseñar los pacientes sobre la biología moderna del dolor nos lleva a alterar las creencias y las actitudes que se tienen sobre el mismo y sobre los incrementados umbrales de dolor durante trabajos elevados.

Un objetivo clave de tal educación es alentar los pacientes a aplicar los mismos principios que los recomendados por los médicos o clínicos.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s